Asociación Utopías Educativas Marea Vede aragón Trivinet Tiza en los zapatos

Sobre los derechos de propiedad intelectual y los tipos de licencias

Vivimos en un mundo en el que las ideas, los textos, las fotografías, los dibujos, la música, los vídeos… tienen dueños. A éstos se les conceden derechos y la Ley de Propiedad Intelectual los regula. Son de dos tipos:

  • Los morales, con los que se les reconoce la autoría de la obra, se les otorga el poder negarse a que se realicen modificaciones en ella y en cualquier obra derivada.
  • Los patrimoniales, con los que se estipula las ganancias a percibir por la obra. Éstos no suelen pertenecer al autor sino a los propietarios: productores, editores, sellos discográficos…

Los autores de una obra pueden decidir en qué condiciones permiten a los demás usarla y esta concesión puede ser muy variada:

  1. Pueden reservarse para ellos todos los derechos y en este caso se dice que la obra está sometida a derechos de autor y está protegida, tiene copyright. Por lo que si alguien no respeta estos derechos estará cometiendo plagio.

    Si se quiere hacer uso de una obra con derecho de autor para una nueva creación se debe pedir permiso para ello. Hay pequeñas excepciones y algunas están en la enseñanza:

    No necesitará autorización del autor el profesorado de la educación reglada para realizar actos de reproducción, distribución y comunicación pública de pequeños fragmentos de obras o de obras aisladas de carácter plástico o fotográfico figurativo, excluidos los libros de texto y los manuales universitarios, cuando tales actos se hagan únicamente para la ilustración de sus actividades educativas en las aulas, en la medida justificada por la finalidad no comercial perseguida, siempre que se trate de obras ya divulgadas y, salvo en los casos en que resulte imposible, se incluyan el nombre del autor y la fuente. No se entenderán comprendidas en el párrafo anterior la reproducción, distribución y comunicación pública de compilaciones o agrupaciones de fragmentos de obras o de obras aisladas de carácter plástico o fotográfico figurativo.

    Cuando se trate de citas con fines de crítica o reseña, siempre y cuando éstas se refieran a una obra o prestación que se haya puesto ya legalmente a disposición del público, se indique, salvo en los casos en que resulte imposible, la fuente, con inclusión del nombre del autor, y se haga buen uso de ellas, y en la medida en que lo exija el objetivo específico perseguido
     
  2. Hay obras sobre las que no hay ningún derecho reservado, son de dominio público y pueden ser utilizadas sin pedir permiso a los autores y sin pagar nada por ello. Pueden ser usadas como si pertenecieran a todos. Hay un periodo de tiempo en el que el derecho de autor termina y las obras pasan a ser de dominio público; según países varía entre 70 y 90 años de la muerte del autor. Se debe respetar el derecho de autoría.

    Las obras derivadas de una de dominio público pueden estar sometidas a derecho de autor, así que si se va a hacer uso de obras de dominio público para una nueva creación se debe asegurar de que se usa la original y no una derivada.
     
  3. Pueden reservarse algunos derechos y esto es lo que ocurre con las obras que tienen licencia copyleft, como las de Creative Commons.


    Estas licencias no van contra el copyright ya que ayudan a mantener el derecho de autor de la obra y permiten ciertas excepciones de uso bajo algunas condiciones.

    Estas licencias permiten al público en general un amplio acceso a la cultura lo que lleva a que se compartan las obras y por lo tanto hacer que la cultura crezca.

    Las condiciones que el autor puede poner en estas licencias son varias:

    RECONOCIMIENTO (BY). Se permite a otros copiar, distribuir, mostrar y ejecutar la obra pero deberá reconocer la autoría. Se identifica con la siguiente imagen:



    NO COMERCIAL (NC). Se permite cualquier explotación de la obra siempre que no se haga con uso comercial. Se identifica con la siguiente imagen:



    COMPARTIR (SA). Se permite crear obras derivadas que mantengan la misma licencia si se divulgan. Se identifica con la siguiente imagen:



    NO OBRAS DERIVADAS (ND). No se permite hacer transformaciones para hacer otra nueva. Se identifica con la siguiente imagen:


    Combinando estas 4 condiciones se pueden obtener 6 tipos de licencias diferentes.

    La filosofía de este sitio considera que compartir los conocimientos de forma gratuita es un valor que enriquece a la especie humana ya que permite el acceso a la cultura a todos sus individuos por igual y es por ello que todos sus contenidos están bajo licencia Creative Commons.

    La licencia que usaremos para este sitio es: Reconocimiento – CompartirIgual (by-sa): Se permiten todos los usos de la obra y de las posibles obras derivadas, la distribución de las cuales se debe hacer con una licencia igual a la que regula la obra original, es decir: con reconocimiento de autoría y permitiendo su transformación en iguales condiciones de licencia. La imagen que identifica a este tipo de obras es:

     

Publicado por Ángel Tambo Santos con fecha 23 de Marzo de 2015


Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-Compartir-Igual 4.0 Internacional.